Envidar a comer (14/07/2015)

Parece que en la guerra de egos, disfrazada de fratricidio, que se libra en el PP para substituir a Bauzá, los ágapes son envites. Convocas una cena de varios alcaldes, de cargos orgánicos o institucionales y ya tienes algo con qué negociar.

La parte contraria también puede convocar un desayuno, pongamos por alimentario ejemplo, y surge la duda de quién congregará más comensales. Como es mejor no resolver esta aritmética duda, enseguida se ponen a negociar una improbable comilona común y así nadie se ve obligado a enseñar sus vergüenzas, y puede seguir cualificándolas de triunfos.

Una y otra vez, ya no se invita a comer sino que se ‘envida a comer’ como recurso para ganar posiciones y colocar a más de los próximos. Al final, habrán salivado tanto que comerán cualquier cosa, como ya les pasó con Bauzá hace 5 interminables años.

Anuncis
Aquesta entrada ha esta publicada en Article UH. Afegeix a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s