Tabú (16/07/2015)

Hace décadas, los turistas llenaban zonas costeras durante un periodo siempre menor al medio año. A los nativos no nos costaba demasiado dejar estos espacios en casi exclusiva para los visitantes porque sabíamos que esta renuncia era estacional y muy localizada.

Con el tiempo, la población creció en una proporción desconocida en Occidente y la necesidad de ocuparla laboralmente fue la causa (posiblemente, el efecto) de crear nuevas zonas turísticas y negocios, especialmente la popularización del alquiler de vehículos (con ingeniería fiscal favorable) que permite el constante desplazamiento de los visitantes.

Ahora todo es espacio turístico, incluidas las aceras de las ciudades, y aun así no es suficiente para ocupar dignamente a la masa laboral existente. Podemos debatir sobre terrazas pero deberíamos tener resuelto antes el problema del modelo económico y su consecuente demografía. Tabú.

Advertisements
Aquesta entrada ha esta publicada en Article UH. Afegeix a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s